Todo lo que existe es energía

“Creo sinceramente que todo cambio comienza siempre desde el interior. Que no puedes cambiar las circunstancias externas si tu mente no da el salto y evoluciona. De alguna manera, todas las cosas que existen en el mundo han sido creadas primero por la conciencia.”

Las cosas que existen en la naturaleza; el cielo, el mar, la tierra, las flores, la geografía, orografía y hasta los seres vivos, fueron creados primero en la conciencia universal. Hay quien a esto le llama Dios. Otros fuerza universal, la fuente. O en términos científicos sencillamente “energía”. En realidad importa menos el qué que el cómo. A mí me gusta llamarle, el TAO.

“Esa fue la creación más completa y complicada de todas. Dado que la creación universal solo le está reservado al TAO -o conciencia cósmica- que es la fuente infinita de la que todos provenimos. Antes de existir algo en el mundo, primero existió en el TAO. O hablando en términos de energía; antes de que algo tome forma material, es una sucesión de átomos, moléculas e infinitos haces de energía que acaban por tomar una forma definida.”

Albert Einstein dijo una vez que «No pasa nada, hasta que algo se mueve». Y aquí es donde entra el siguiente grado de creación. Ya que si bien es cierto que no podemos alcanzar por nosotros mismos la capacidad creativa universal, sí que somos una parte de ella. Y dado que poseemos sus dones, esencia y energía en la medida que somos capaces de canalizar, poseemos también su poder creativo, que nace siempre de la imaginación.

Es decir. Todo lo que existe en el universo es el universo en sí mismo. Porque no son energías diferentes. Sino la misma, transformándose, moviéndose y cambiando interminablemente.

Así pues, esa energía nos crea y modela nuestros pensamientos en nuestra imaginación. En la imaginación convergen nuestras creencias. De nuestras creencias proceden los pensamientos. Y de los pensamientos, nosotros -cada uno a su manera- desarrolla unos hábitos que son los que crean cosas. Cosas relacionadas con nuestro comportamiento y costumbres. Ya que son el comportamiento y las costumbres lo que nos lleva a tomar decisiones. Y las decisiones siempre, por ley, producen resultados. Ya sean buenos o malos y siempre según nuestra perspectiva de cada uno de ellos, claro.

Es por eso que, a lo largo de la historia, han sido nuestros resultados, provocados por nuestras acciones que proceden de nuestros pensamientos y creencias, los que le han dado forma al mundo según lo conocemos.

“Antes de poder crear fuego con nuestras manos, un observador del fuego -creado primero por la conciencia universal expresada a través de la naturaleza- imaginó cómo podría él también crearlo y facilitar su vida y la de su tribu sin tener que viajar incómodamente de un lado a otro del mundo en busca de alimento y buscar fortuitos fuegos que lo procesasen y poder así digerirlo muchísimo más rápido.”

De esta forma disponía de tiempo para pensar y poder crear cosas nuevas. Antes de hacer que un barco flotase sobre el agua,observó el mar y los objetos flotando en él. Imaginó como podría él también hacer flotar un artilugio que le permitiera ir a buscar de manera habitual muchos de los peces que solo llegaban a las costas de manera puntual. Y creó barcas y después barcos. Y del mismo modo, se crearon los vehículos, se planificaron las grandes obras y hasta las maravillosas sinfonías de los grandes genios de la música.

Siempre, hubo primero un pensamiento, provocado por la observación, que se transformó en una idea y se llevó a cabo.

Si buscas la felicidad en tu vida. Es imprescindible que tengas presente esta ley universal del trascendentalismo y cómo actúa también en tu vida. Ya que si buscas la felicidad, la armonía, la prosperidad, el éxito, o cualquier cosa que quieras y desees que se manifieste en tu vida, primero habrás de crearla en tu interior. Es decir, en tu mente.

Igualmente si quieres dar un salto en tu vida para salir de cualquiera que sea de la situación en la que te encuentres, primero, habrás de crear una nueva manera de pensar. Porque esa nueva manera de pensar, no sólo influirá espiritualmente en tu entorno facilitando que la energía que rodea el mundo sea más moldeable. Sino que te dará la capacidad de moldearla.

Y serán con tus acciones y tus decisiones llevadas acabo de manera física y práctica como moldearás esa energía. Sin misterios esotéricos ni ninguna mística magia, más que la de la propia realidad.

Y para eso. Debes evolucionar. No cambiarás nada de fuera por más duro que trabajes, si no consigues primero cambiar dentro.

Recuerda, si quieres, suscribirte a mis redes sociales, ver mis videos en YouTube, comentar y formar parte de esta tribu trascendentalista.
Para todo lo demás; también tienes mis libros
La melodía de la vidaEl Decálogo universal y mis sencillos pero profundamente humanos Cuentos del despertar. Te cambiarán la vida sin duda.

 

 

 



Un post de Universoianlints.com registrado en Creative Commons. Se exige citar fuente para reproducir total o parcialmente. Está prohibido alterar el texto o utilizarlo comercialmente sin permiso del autor. 
Licencia de Creative Commons
Todo lo que existe es energía by Universo Ian Lints is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en https://www.universoianlints.com/todo-lo-que-existe-es-energia/.
Puede hallar permisos más allá de los concedidos con esta licencia en www.universoianlints.com